#DeSEO2013 : una rápida reflexión para el año que comienza

Revisando los tweets de fin/comienzo de año de algunos de los twitteros que sigo desde @ecothinktank, me encuentro con el hastag que encabeza el título. La pregunta era ¿cuál es tu deseo verde para 2013? Mi deseo, lamentablemente, no ha cambiado frente al de años anteriores: que se debatan las cuestiones ambientales sobre bases científicas. Así que con ese objetivo reviso un borrador que estaba preparando para valorar la edición 2012 del Congreso Nacional de Medio Ambiente, evento clásico y principal referencia de encuentro en el panorama medioambiental español.

Barriendo para casa, la primera reflexión es que estoy orgulloso de que lo organicen los físicos. Gonzalo Echagüe es un trabajador incansable, y desde que supo convertir hace más años de los que puedo recordar una moribunda Asociación Nacional de Físicos- en la que brevemente tomé parte sin gran éxito- en un colegio respetado, no ha parado de darle brillo manteniendo su modestia de siempre. ¡Enhorabuena, Gonzalo, una vez más!

El segundo punto es sobre nuestra participación. Hace unos meses creí que era el momento de buscar un punto de encuentro con colegas, competidores y adversarios bajo el paraguas del debate científico, y sin estar del todo satisfecho, creo que no me he equivocado. Después de dos años de luchar porque una serie de temas en los que profesionalmente estoy fuertemente implicado (sobre los que he escrito en este mismo espacio) y que ha dado en llamarse “La guerra de los envases”  se llevaran a una discusión técnica, creo que hemos dado un primer paso al intentar dar el pequeño salto que va -gran paso para otros-  de la discusión comercial -emocional – ideológica al panorama técnico.

Y el tercero es sobre la difícil relación industria – ecologismo. Me sigue sorprendiendo la gran permeabilidad que encuentran en la sociedad las ideas ecologistas frente al poco crédito que se presta a la información respaldada por fundamentos, datos y cifras basadas en el conocimiento científico.

En CONAMA he visto una vez más el paralelismo con la dificultad para hacer progresar el pensamiento científico frente a la rapidez con la que las ideas pseudiocientíficas saben apelar a la credulidad de los ciudadanos. Verdaderamente tenemos todavía muchísimo que aprender de los verdes. Tenemos que reflexionar sobre el modo en que las organizaciones que trabajan para la industria y el comercio transmiten sus mensajes medioambientales a la sociedad. Ecología y economía deberían ir en paralelo.

Los esfuerzos por reducir la cantidad de materias primas y energía empleadas en la elaboración de los productos raramente son reconocidos por el mundo de las organizaciones ambientales, y desde muchos ámbitos se considera al desarrollo industrial como una máquina de despilfarro y producción de desechos, no como una herramienta que se ha dado la humanidad para mejorar las condiciones de vida y la salud de los que andamos un breve período de tiempo por la tierra.

Aprovechando el descanso de fin de año estoy pasando revista a algunos de los grandes bulos del alarmismo-ecologismo en los últimos cincuenta o sesenta años, recogidos con bastante rigor en uno de los libros clásicos que lo pretende, The Skeptical Environmentalist de Bjorn Lomborg. La lucha por el rigor científico se topa con un sinfín de inconvenientes, pero debemos seguir intentándolo.

Un pensamiento en “#DeSEO2013 : una rápida reflexión para el año que comienza

  1. Me apunto a tu cruzada para 2013 Pemberton

    Enviado desde mi iPad

    El 01/01/2013, a las 20:17, Ecothinktank escribió:

    > >

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s